Murió Steven Hanford, baterista de Poison Idea

El veterano músico punk/ hardcore/ metalero Steve «Thee Slayer Hippy» Hanford, conocido por su influyente trabajo en bandas como Poison Idea, Gift, Fetish, The Accüsed A.D. y otras, falleció ayer 21/ 5 de un ataque al corazón. El sello de Fetish, Blackhouse Records, fue el portavoz de la triste novedad comunicándola a través de sus redes sociales, como pueden ver abajo (incluimos la traducción):

View this post on Instagram

Just got the news that FETISH/Accused AD/Poison Idea drummer Steven "Thee Slayer Hippy" Hanford passed away this morning. The world just lost a pretty amazing person today. Unreal. Steve's larger than life personality, let alone his drumming and producing work over the years was something of legend, unforgettable and historic to say the very least. We at Blackhouse had the honor of putting out the new Fetish record just last year and he just jumped on board to take on touring duties with The Accused AD shortly after that as well. Rest easy and in peace Mr. Hanford. You're going to be missed by so so many. #inmemorium #mandown #punkrock #punk #rip #poisonidea #portland #northwest #fetish #accusedad #sad

A post shared by Blackhouse Records Ltd. (@blackhouse_records) on

«Acabamos de recibir la noticia de que el baterista de Fetish / Accüsed AD / Poison Idea, Steven «Thee Slayer Hippy» Hanford, falleció esta mañana. El mundo acaba de perder a una persona increíble. Es algo irreal. La enorme personalidad de Steve, sin olvidar su gran trabajo como baterista y productor a lo largo de los años, fue algo legendario, inolvidable e histórico, por decir lo menos.

En Blackhouse tuvimos el honor de sacar el nuevo disco de Fetish el año pasado y él también se subió a bordo poco después para asumir funciones de gira con The Accüsed… Descanse tranquilo y en paz, Sr. Hanford. Será extrañado por muchos».

Quizá no muy conocido a nivel masivo, el curriculum del baterista en el mundillo punk-metalero estadounidense es importante. Nacido en Walla Walla, Washington, en 1969, Hanford se mudó con su familia a Portland cuando tenía 2 años. A los 8 tuvo su primera batería y empezó a tocar en la banda de la escuela. Mientras florecía como baterista, tocando al compás de los discos de sus bandas favoritas como Van Halen, Black Sabbath, AC/DC y Rush, Hanford también luchó con muchos demonios personales. «A los 15 años me uní a Poison Idea, pero ya tenía problemas con las drogas desde mucho antes», contó. «Empecé con la marihuana cuando tenía 8, pasé al smack cuando tenía 13, porque era un chico muy deprimido, y no sabía la razón. Pero estaba así porque reprimí los recuerdos de haber sufrido varios abusos sexuales cuando era pequeño».

Antes de eso, con solo 12 años Steve tocó en la banda de thrash metal oriunda de Portland, EE.UU. y llamada Mayhem (que no debe confundirse con la banda noruega de black metal). Tres años después se unió a y permaneció en Poison Idea de 1987 a 1993 y tocó en todos sus álbumes, desde «War All The Time» de 1987 hasta «We Must Burn» de 1993. Al año siguiente, fue el baterista del primer y único álbum de Gift, «Multum In Parva». Sus problemas personales lo siguieron acosando: poco después de que Nirvana le pidiera a su banda que abriera su histórico concierto benéfico «Nº 9» en Portland Meadows en 1992, Poison Idea se disolvió y Hanford continuó luchando contra su adicción hasta que en 2008, fue detenido y sentenciado a siete años y medio de cárcel por involucrarse en robos de farmacias poco después de abandonar la rehabilitación, tal como le contó a la web Punk Globe en una entrevista después de ser liberado y que pueden leer aquí.

Mientras estaba en prisión, cambió su vida gracias al programa de música de la Pendleton Correctional Facility: «Tenías que tener una buena conducta de al menos 18 meses para entrar en este programa, y yo estaba bastante cerca», le dijo a Kerrang!. «Solo había estado en solitaria una vez, por hacer hooch (N. aguardiente de baja calidad). Hablé con Sam Redding, el tipo que había comenzado el programa, que era un viejo amigo mío al que solía venderle drogas. Tenían una grabadora digital y nadie sabía cómo usarla, y un profesor de batería que era terrible y no sabía lo que estaba haciendo. Así que él me metió allí y arreglamos los horarios para que todos los viernes fuera día de grabación». Fue así que logró producir y grabar 13 álbumes con otros reclusos. Después de su liberación, reavivó un romance con su novia de la secundaria. «Una de las cosas por la que pasé en la cárcel fue purgarme de cualquier tipo de enojo por lo que me hicieron», dijo. «Porque sé que yo también le hice cosas a otra gente. Y contacté a tantas personas como pude recordar y me disculpé».

En 2016 Hanford se embarcó en su primera gira desde 1993, no en una camioneta esta vez, sino en un autobús, contratado por The Skull, la banda de doom de Chicago. Después de siete años de ausencia y con antecedentes penales, fue difícil encontrar un trabajo lucrativo. Pero Hanford todavía tocaba con frecuencia, tanto en Fetish como en The Accüsed A.D.

Hace cuatro días se lanzó una campaña para recolectar fondos para su tumba en GoFundMe, que dice: «El jueves 21 de mayo de 2020, Steven Hanford sufrió un ataque cardíaco masivo del que no se recuperó. Hacé una donación para ayudar a cubrir los gastos de todo lo necesario. Kitty y la familia no deberían tener que preocuparse por los fondos en este momento. RIP Steven Hanford»… Desde MADHOUSE aplaudimos la iniciativa y les dejamos el link, junto a esta semblanza de la obra de un músico quizá no tan famoso, pero sí honesto y dedicado. QEPD.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here